Forense en EE.UU denuncia las muertes por heridas de bala que se están contabilizando como muertes por COVID-19


La médico forense en el estado de Grand County, Colorado, en Estados Unidos, ha salido a la palestra a hablar después de descubrir que algunas de las muertes por coronavirus en el área fueron en realidad víctimas de heridas de bala. Denuncia que se están inflando las cifras de manera «absurda» con la intención de infundir miedo sobre la población

Según informó CBS News, la forense de Grand County está llamando la atención sobre la forma en que el departamento de salud del estado está clasificando algunas muertes. 

La forense, Brenda Bock, dice que dos de las cinco muertes relacionadas con COVID-19 en Grand County fueron personas que murieron por heridas de bala.

Bock dice que debido a que dieron positivo por COVID-19 en los últimos 30 días, se clasificaron como «muertes entre los casos».

“Es absurdo que incluso pusieran eso allí”, dijo. “¿Le gustaría ir a un condado que tiene un número de muertes realmente alto? ¿Le gustaría visitar ese condado porque son contagiosos? Sabes que podría contraerlo y podría morir si de repente un condado tiene un alto recuento de muertes. No lo tenemos y no necesitamos inflar esos números «.

El departamento de salud estatal dice que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades les exigen que informen sobre las personas que han muerto con COVID-19 en sus sistemas porque es crucial para la vigilancia de la salud pública.

Grand County no es el primero en informar una discrepancia en los datos con las muertes por COVID-19, pero después de un asesinato-suicidio en la región, la forense habla sobre el impacto que puede tener.

“Estas dos personas dieron positivo por COVID, pero eso no fue lo que las mató. La herida de bala los mató y es muy engañoso que usted diga números diciendo que estas personas murieron de COVID cuando no es de eso de lo que murieron ”, dijo la forense Brenda Bock.

Bock dijo que su investigación no finalizó cuando el estado de Colorado enumeró a las dos víctimas como muriendo con COVID-19.

«Me doy cuenta de que sí, estás tratando de llevar la cuenta de los números, pero debes hacerlo bien, y estas personas no murieron de COVID, murieron por heridas de bala y así es como deben figurar en la lista», dijo. .

El estado a menudo recopila datos antes de que se firmen los certificados de defunción, porque ese proceso puede llevar semanas. Esto les da a los epidemiólogos una imagen más rápida y mejor de la gravedad de la propagación y cómo está afectando a la población en general, informó CBS.

Actualmente, el estado tiene cinco muertes por COVID-19 enumeradas en Grand County, mientras que el sitio web de Grand County muestra solo una.

Bock dice que se acercó a otros médicos forenses en todo el estado con preguntas, “Y obtuve respuestas del 80% de los médicos forenses en el estado diciendo lo mismo. Todos han tenido los mismos problemas, y estos se encuentran en condados pequeños, por lo que es fácil para nosotros hacer un seguimiento de nuestros números «.

Dijo que se acercó al estado para pedir que las muertes recientes se descontaran del número de muertos por COVID-19, pero no ha recibido respuesta. Ella espera que otros condados hablen y ayuden a influir en el cambio en la forma en que se cuentan las muertes.

“No puedo hacerlo sola, ellos también necesitan dar un paso al frente, necesitan respaldarme en esto, necesitan arreglar la forma en que reportan los números”, dijo.


Trikooba se sustenta únicamente gracias a sus lectores. Puede apoyarnos de una manera totalmente gratuita, o realizando una mínima aportación económica. Apoya el Blog 🤝

Comparte el artículo y ayuda aumentando su visibilidad:

Deja un comentario